¿Haces sensacionalismo? ¿Tienes infografías? Responde primero a la segunda pregunta


AD68DD3B6DCAD760FC71A774C67A6D_h354_w598_m2_q90_cxPlnLtjG

Estos son los datos que queremos que conozcas, para que saques las conclusiones que nosotros queremos.

El Objetivo es ese programa que va después del Follonero y que va en la linea de lo que hoy llamamos “actualidad informativa”. Además se vanagloria de ser un programa que hace “periodismo de datos”. En realidad es un programa donde se toma cualquier temática, se le adereza de muchos gráficos hechos por algún becario y al final da igual porque todo suena a mainstream progresista. El Programa es presentado por una de las periodistas más sobrevaloradas de nuestro país: Ana Pastor. Ella es conocida por sus “entrevistas”, aunque en realidad tenga menos cintura que una bala de paja y aún menos recursos para ser una buena entrevistadora. Su técnica consiste en interrumpir al entrevistado, repetir mucho las preguntas y poner siempre cara como de que atiende mucho. La parodia de Facu Díaz no es tan grotesca como parece.

El caso es que en el último programa y en un alarde de originalidad, trató la situación en la que se encuentran los jóvenes en la actualidad y los etiquetó como “generación perdida”. Nada que no hayan visto ustedes antes. Como siempre no faltan los “expertos”, que por extrañas razones casi siempre es algún letizio. ¿Y a quién trajeron como uno de los “expertos”? A Jorge Galindo. Sí amigos, otra vez uno de Politikon en El Objetivo. Anita ya se encargó de recordarnos que allí es que les gustan mucho, cosa que ya dice bastante del sesgo del programa. Da igual que sea política, toros, fútbol o jóvenes precarios: que venga uno de Politikon a hacer el “cuñao”. Y no me malinterpreten, que está en su derecho de ir a donde le inviten. Pero también otros podemos pensar que cuando a un programa siempre van los que piensan más o menos lo mismo, este programa es de todo menos “objetivo”.

Ahí estaba Jorge Galindo, autoproclamado “experto en jóvenes precarios”, mostrándonos gráficos y continuando con su pedagogía por la cual somos una sociedad de madafakas donde viejos sin piedad y sindicalistas trasnochados se conjuran contra la juventud para no perder sus privilegios. El caso es que para ilustranos nuestro amigo mostró gráficos como esté que luego colgó en el tuister.

Screenshot - 04_05_2015 , 0_11_51

Mientras Galindo comentaba el gráfico de marras, Ana Pastor le ponía esa mirada como de gato de escayola que tiene cuando parece que está pensando. “Detrás de los datos hay personas”, decía Anita todo compungida, mientras Galindo nos vendía que todo es porque en España tenemos un “mercado laboral” y unas “instituciones” que le hacen pagar todo esto a los jóvenes.

Pero como se podrán imaginar si estoy dándoles esta diatriba es porque, como de costumbre, la realidad es un poquito más compleja. Y aquí va mi troleo: ¿se imaginan que la tasa de temporalidad y de paro juvenil en España fuera de lo más normal? No, en serio, no hace falta que vuelvan atrás que se lo repito, ¿se imaginan que la temporalidad y el paro juvenil en España fuera normal? Ahora es cuando cierran la ventana y dejan de leer o bajan a los comentarios y se acuerdan hasta de mi bisabuelo cordobés. O quizá puedas esperar las pertinentes explicaciones.

Según los politikones, los del Nada es Gratis y el Letiziado en general, que la temporalidad y el desempleo se ceben en los jóvenes es cosa de nuestra querida España y por los motivos antes esgrimidos. Pero esto no es del todo cierto, el desempleo y la precariedad afectan en mayor medida a los jóvenes en casi todo el mundo y en España afectan excesivamente a todo el mundo independientemente de su edad. Vamos con los “datos”:

temporalidad juvenil vs total

Lo que podemos ver es que España no tiene una diferencia muy notable entre la temporalidad total y la temporalidad que sufren los más jóvenes, en todo caso destacamos por joder a todo el mundo con independencia de la edad. Ahí están algunos de esos países tan cojonudos, esos con los que el Letiziado nos atiza con frecuencia, demostrando que segregan mucho más a sus jóvenes. Esa Alemania reformadora que en 2013 tenía una temporalidad juvenil que supera el 52%. Austria, el país que viene con la mochila que nos salvará a todos y con su 34,8% de temporalidad juvenil. Suecia, el país que “quería ser” Roger Senserrich y que disfruta de tasas de temporalidad juvenil del 55%. Finlandia, el primer país que nos mejora y que tiene un 44%. Incluso Dinamarca, el ejemplo “cuñao” por excelencia respecto a mercados laborales cojonudos tiene un 20%. Y ya que estamos, ¿qué piensan que ocurrirá con el desempleo?

paro juvenil vs total

Pues pasa lo mismo. España sigue siendo un país que no destaca por tener una gran diferencia entre paro juvenil y paro total. Llegar a un 53,2% de paro juvenil nos puede parecer y de hecho es un dato terrible, pero si te dicen que el paro en general es del 24,5% la cosa cambia un poco. Más complicado es explicar cómo los suecos tienen un 22,9% de desempleo juvenil si allí supuestamente el despido es “libre” y no hay “dualidad”. Y si piensan que soy el primer y el único tarado que reparó en esto están equivocados.

En resumidas cuentas y como es costumbre acabaré como casi siempre. Si negáramos que la situación de nuestro jóvenes en términos de paro y precariedad es acojonante, o si negáramos que nuestra regulación laboral fomenta y nuestra sociedad tolera la temporalidad estaríamos siendo aún peores que todos estos. Pero al mismo no debemos dejarnos encantar por estos vendedores de humo que llevan años aprovechándose del sufrimiento ajeno para hacer carreras propias. Vendedores de humo que cuando les rascas un poquito se olvidan del precariado y parecen Juan Rosell. Mientras tanto no se preocupen, que este periodismo “de datos” no lo van a ver en El Objetivo, porque entonces Ferreras no podría tener enchufada a su señora poniendo cara de espantapájaros.

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , | 6 comentarios

A vueltas con las cotizaciones de los autónomos


Estamos en año electoral y como es costumbre nuestra actualidad se encuentra salpicada de propuestas que nos harán a todos más altos, más guapos y más fuertes. Los partidos como buenos comerciales, nos venden las ventajas y nos ocultan la “letra pequeña” de sus productos. Los asuntos y debates que se han desarrollado durante los últimos tiempos encuentran mágicas soluciones en estos periodos electorales.

Uno de estos debates es el de las cotizaciones a la Seguridad Social de los trabajadores autónomos. Como ya sabemos ellos protestan por el Régimen al que están sometidos y empieza el show tanto de opiniones personales como de propuestas de partido al respecto. Lo que ocurre, como siempre que participamos en un debate, es que circunscribimos nuestras opiniones a nuestra visión y a los sesgos que tenemos preconcebidos. Y por desgracia para nosotros el mundo es un poquito más complejo de lo que nuestro intelecto cree poder abarcar. Así que desconfíen de cualquiera que en estos tiempos le ofrezca propuestas win-win, en las que todo el mundo gana y es feliz, porque o no ha previsto o les está ocultando todas las consecuencias. El tema de las cuotas de los autónomos a “las SS” no es una excepción.

Previamente conviene hablar de uno de los axiomas del “cuñadismo ilustrado”, no sólo en nuestro país sino a nivel planetario: hay que fomentar el trabajo autónomo porque cuantos más “emprendedores” tengamos más prósperos seremos. Lo malo es que como de costumbre, estas afirmaciones son bastante discutibles. Somos uno de los países con más “autoempleados” del mundo mundial y además quienes nos superan no son precisamente ejemplo. Una cosa es eso de los “emprendedores” y otra muy distinta es el trabajador autónomo. De hecho como vemos esta última figura es más abundante en países cutres donde el fraude y la estafa son denominador común. A estas alturas de la novela creo que explicar la historia de los falsos autónomos en países como Grecia, Italia o España está de más. Por lo que deberíamos disparar a los pies de todo el que nos proponga como solución a nuestros problemas el fomento del trabajo por cuenta propia.

Al mismo tiempo en los últimos tiempos nos hemos acostumbrado a las infografías de geeks con mucho tiempo libre, que son como los hipsters pero de lo moderno, en las que nos muestran sesudas comparativas internacionales de “lo que cuesta ser autónomo en Europa”. Esta la habrán visto como 37 veces:

ob_5cafc1_ob-90f7ee-b7vinibciaad-1o

Lo de que Portugal sea considerado como uno de los “principales países de Europa” es muy divertido. Alemania o Italia no deben serlo y en cambio los Países Bajos por un extraño motivo sí. No hace falta ser muy avispado para darse cuenta de que este tipo de montajes están confeccionados desde el más cutre sensacionalismo. Luego descubrimos que en Reino Unido ser autónomo, como nos comentaba Ricardo Galli, no es tan barato. En Países Bajos te tienes que pagar un seguro privado si quieres tener asistencia sanitaria y seguros complementarios para pensiones o incapacidades. En Francia cuando el autónomo va al médico lo hace con la billetera por delante, dinero que ya le reembolsará el Estado total o parcialmente. Tampoco esperen ver autónomos ramplando los tickets de la cena para desgravar. En Portugal, ese gran país de Europa, por lo visto a partir del primer año hay que pagar entre el 25% y el 32%. En Italia se paga un 20% sobre beneficios… Así que como vemos ser autónomo en España no es un chollo precisamente, pero quienes fomentan este tipo de comparativas descontextualizadas u os están tomando el pelo u omiten parte de la información. Y vaya por delante, antes de que me crujáis a ostias en los comentarios, que el sistema fiscal de los autónomos en nuestro país me parece un despropósito. Pero igualmente digo que cuando hablamos de los cambios en este sistema debemos ir un poquito más allá del simple montante de la cuota y entender que todo tiene sus consecuencias.

De todas formas este tipo de opiniones sesgadas no vienen porque sí, son fruto del sistema de Bienestar que establecimos. Desde sus inicios los Estados del Bienestar se enfrentaron a diversos dilemas. Uno de ellos pivotaba sobre la idea de quiénes debían financiar el sistema y quiénes debían beneficiarse. Para algunos las prestaciones debían ser asistenciales y sólo disfrutadas por los pobres, con el fin de que fueran menos onerosas para las clases altas y sobre todo para las clases medias. Pero existía el problema de que estas aportaciones podían no ser suficientes. También había otro problema, ¿qué podemos hacer para que estas clases medias y altas aceptaran sufragar unas prestaciones de las que no se beneficiaban? A algunos se les ocurrió la feliz idea de hacerles también beneficiarios del propio sistema. Así hoy en día da igual que seas rico o pobre, en mayor o menor medida te beneficias de las prestaciones del Estado del Bienestar: desempleo, asistencia sanitaria, pensiones… Este es un debate que tendremos siempre mientras exista este sistema. Y es este el problema que ha llevado a los autónomos en España a pagar la famosa cuota de los 264 euros.

En nuestro país consideramos que todos los ciudadanos deben estar afiliados al sistema y además si trabajan deben aportar, hasta los parados con prestación contributiva pagan. Igual que un trabajador por cuenta ajena paga desde su primer mes de actividad, lo mismo pasa con aquellos que lo hacen por cuenta propia. Además tenemos un sistema que calcula las prestaciones en relación a las aportaciones que realizamos. Es lo que llamamos “bases de cotización” y sobre ellas se calcularán las diversas prestaciones a las que tenemos derecho. Además aunque algunas prestaciones como la asistencia sanitaria no son financiadas con las cotizaciones sociales, sino con los impuestos, la afiliación al sistema acaba siendo imprescindible para poder recibirlas. Si todos queremos sanidad gratuita, prestaciones por desempleo, jubilaciones o ayudas por maternidad, debemos pagarla todos. Como en España la mayoría, seamos trabajadores por cuenta ajena o propia queremos alguna o todas estas prestaciones, esto lleva a que también estos últimos tengan que aportar al sistema les guste o no.

En el caso de los trabajadores por cuenta ajena no hay mucho problema, pues los salarios se suelen conocer de antemano y además existe un salario mínimo. Con lo que se puede saber lo que aportarán al sistema y se puede establecer unos mínimos y máximos de cotización realistas. Esto no pasa con un autónomo, cuyos ingresos son inciertos. Como hemos visto el sistema es “café para todos”, donde todos tienen más o menos los mismos derechos y más o menos las mismas obligaciones. ¿Cómo se resuelve el problema? Pues sencillamente dejamos a los autónomos que elijan lo que quieren pagar, por lo que no es complicado imaginarse dónde aparece el siguiente problema. Como el incentivo claramente es pagar lo mínimo posible, en su peculiar sabiduría la Administración considera que debe subir la base mínima de cotización para evitar la picaresca.

Por lo tanto por mucho que se nos diga desde el cuñadismo patrio no es que el Estado malvado quiera sangrar a los autónomos porque les tiene inquina. Tampoco estamos siendo muy exactos cuando decimos que los autónomos deberían pagar por lo que facturan y que debemos eliminar las “cuotas obligatorias”. No existe una cuota obligatoria, sino una cuota mínima y ya se puede pagar “por lo que facturas”, en concreto un 29,80%. Pero por extrañas circunstancias de la vida la inmensa mayoría de nuestros trabajadores por cuenta propia pagan el mínimo posible, que en la práctica son todos excepto aquellos que milagrosamente aumentan sus ingresos cuando entran dentro del periodo de cálculo de su futura pensión. Por lo que los famosos 264 euros al mes para algunos es un suplicio y para otros es una bendición. Así como decía el sistema es un completo despropósito, pero seguramente una parte importante de los autónomos en nuestro país rezan porque no se cambie.

Hechas estas extensas consideraciones regreso al principio. Ante las diversas “erecciones” que se avecinan volvemos a tener a nuestros políticos muy preocupados por los autónomos. Y esto que llamamos “nuevos partidos” por supuesto no iban a ser menos. Así mis queridos Ciudadanos proponen “eliminar cuotas fijas” y Podemos tiene pinta de que va a hacer algo similar dentro de unos días. O sea, caen en el mismo error que en las infografías cutres: quedarse en la cuota y olvidarse del resto.

En el caso de los Cuñadanos, ellos proponen que quienes no lleguen al SMI no paguen ninguna cuota mensual, sino que al final de año se les cobre un 7,2% como en Dinamar… digo como en Estados Unidos. Recordemos que Cuñadanos es ese partido que nos quiere equiparar a Dinamarca sin proponernos absolutamente nada que tenga que ver con Dinamarca: fondos de inversión israelitas, visados australianos, complementos salariales americanos, IVA “alemán” que no es alemán o contratos únicos que no existen en ninguna parte. Pero igual que ser Dinamarca sin aplicar nada de lo que existe en Dinamarca no es ser Dinamarca, cobrar el 7,2% a los autónomos con bajos ingresos como en Estados Unidos pero sin que tengan que pagar un seguro médico como en Estados Unidos no es ser como Estados Unidos. Nótese mientras tanto que Garicano & Cía. se han cuidado muy mucho de contarnos lo bajas que serían las cotizaciones para los autónomos con bajos ingresos, pero que igualmente se han cuidado de no contarnos qué % aplicarían a quienes superen ese umbral. Supongo que será casualidad, porque quienes hacen “políticas basadas en la evidencia” no pueden haberlo hecho a propósito.

Como no creo que vayan a eliminar prestaciones a los autónomos con bajos ingresos, porque si lo dijeran les pasaría como la reforma del IRPF, que la tendrían que cambiar porque ellos no son populistas y no quieren contentar a todo el mundo, empiezan las cuestiones relevantes. Si estos y otros autónomos reducen sus aportaciones a la Seguridad Social pero a su vez disfrutan de algunas de sus prestaciones, ¿quién pagará lo que dejen de aportar? No olvidemos que los autónomos representan entre el 20% y el 25% de los afiliados al sistema.

Si un autónomo tiene la mala suerte de caerse de una escalera y queda incapacitado temporal y permanentemente, ¿cómo se calculará la prestación? Porque si cobran conforme a lo aportado, les quedará lo que llamaríamos “prestación de mierda”. En cambio si la prestación fuera más alta estaríamos comprometiendo la viabilidad del sistema ya que con menos cotizaciones va a ser complicado mantener las mismas prestaciones. Y más allá de los chistes de autónomos que no se ponen malos nunca, la realidad es que la duración de las bajas laborales de los autónomos es de media el triple que las de los asalariados. Palabrita de medio AEDE que no les enlazo.

Pero vamos aún más allá, pues nuestros queridos Ciudadanos en su interés de proteger a la “clase media trabajadora” es partidaria de reformar las pensiones para adoptar el sistema de “cuentas nocionales”. Que por cierto, es propuesta de la Patronal de las aseguradoras, que a su vez debe ser una organización muy representativa de la clase media trabajadora. Para los más vagos le resumo que este sistema tiene por objetivo al menos una de estas dos condiciones: que pagues más impuestos por tu pensión o que cobres menos pensión. Con lo que respecto a los autónomos surge una interesante pregunta. Si ya hoy en día los autónomos tienen pensiones mucho más bajas que el resto, proponemos un sistema que vaya acorde a las aportaciones y proponemos bajar estas aportaciones, ¿qué pensión le va a quedar a los autónomos? No se preocupen que ni Ciudadanos, ni Podemos cuando presente su programa, os van a resolver estas dudas. Os dirán lo de siempre: acabar con el fraude. O sea, lo mismo que dicen los “partidos viejos”.

Estas y otras preguntas que legítimamente podrían hacerse los autónomos en nuestro país quedan ensombrecidas por el debate de las cuotas mínimas y el cortoplacismo. Por lo que uno puede está muy de acuerdo en que esto de pagar 264 euros sólo por darse de alta, independiente de los ingresos que se tengan, es una situación manifiestamente injusta. Pero al mismo tiempo como hemos visto no es algo que el legislador se inventó para chinchar. Al mismo tiempo más allá del populismo barato, hablar de reducción de estas cuotas sin tratar sus efectos en las carteras de prestaciones y de su financiación es sólo contar una parte de la historia.

Y mucho cuidado con invocar a cualquier país guay para justificar este tipo de propuestas, pues como hemos visto en esos países a los autónomos o les echan de la Seguridad Social o si están acaban pagando más o menos lo mismo España. La situación de los trabajadores por cuenta propia en nuestro país o la suficiencia financiera de nuestra Seguridad Social es un tema lo suficientemente serio como para quedarnos sólo en las cuotas mínimas de los autónomos. Pero por desgracia en nuestro país los debates serios son “La Sexta Noche” o “Un tiempo nuevo”.

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , | 4 comentarios

Lo que Ciudadanos no te contará de su contrato único


La Operación Rivera sigue a buen ritmo y tenemos a sus representantes hasta en la sopa paseándose por los medios de comunicación. Si Pablo Iglesias se aprovechó de los grandes grupos mediáticos para montarse un partido político, los grandes grupos mediáticos se están aprovechando de Albert Rivera para montarse el suyo… y se nota.

El caso es que como llevo años anunciando y tanto él como sus groupies negaban, Cuñaricano estaba loco por entrar en política y ha encontrado su oportunidad encabezando el programa económico de C’s. Con lo que ahí tenemos al susodicho y al campeón de debate tomando todos los micrófonos e intentando explicar sus propuestas económicas. Digo “intentando” porque de momento lo están haciendo por capítulos y a estas alturas del show son incapaces de explicar con claridad si quiera la primera parte de sus propuestas.

Como era de esperar, el contrato único con indemnización creciente iba a ir en el “paquete” que nos van a meter, pero como decía a día de hoy no he sido capaz de escuchar en qué consiste exactamente el dicho contrato. Tampoco es culpa del campeón de debate o de Cuñaricano, es culpa de los periodistas todólogos que están más preocupados de expresar sus opiniones que en conseguir respuestas concretas. De hecho ayer Rivera fue a Telecinco a explicar en una pizarra su programa y seguimos sin saber exactamente qué está proponiendo. Con aferrarse a la misma argumentación demagoga de los ideólogos del contrato único tiene suficiente, porque como con casi todas las propuestas de contrato único si vamos un poco más allá nos daremos cuenta de dónde está el engaño.

Todas las buenas mentiras se fundamentan en alguna verdad. Según los defensores de determinadas propuestas de contrato único, hay mucha temporalidad y por lo tanto poca estabilidad en nuestro mercado de trabajo, con lo que si se acaba con la temporalidad se aumenta la estabilidad. Por supuesto la realidad es algo distinta porque la temporalidad no mide la estabilidad en el empleo, sino la ventaja de suscribir un contrato temporal sobre un indefinido.

El campeón de debate y sus inspiradores aluden a un terrible “muro” que los empresarios no están dispuestos a pagar a la hora de renovar los contratos. Según ellos no se renuevan los contratos temporales porque pasar de 12 días de indemnización a 33 días es algo terrible y por lo tanto se produce un gran fraude de Ley haciéndose, contratos temporales donde se deberían hacer indefinidos. De nuevo de una certeza sale algo que no es tan cierto. Por ejemplo como bien sabemos gracias al INE, el salario de los trabajadores temporales es muy inferior al salario del conjunto de trabajadores. Estaríamos hablando de 1.282 euros mensuales de media, aunque poco más de la mitad cobran por debajo de los 1.217,40 euros.

Captura de pantalla de 2015-03-01 11:47:41Con lo que el supuesto “muro” de Juego de Tronos al que apelan los defensores de estas propuestas no es tan alto como nos quieren hacer ver. De hecho para el 20% de ellos estamos hablando de un máximo de 500 euros. De todos modos que la cosa sea menos dramática de lo que la pintan no quita para que sea una certeza que el sistema actual funciona bastante mal. Otra cosa es que sea cómo explican nuestros amigos. Ellos hablan de fraudes de Ley y de no renovar contratos. La realidad es un poco distinta, ya que la mayoría de contratos temporales en fraude de Ley se realizan como contrato de entrada o de prueba en la empresa, no con idea de rescindirlos después. Si además tienes la permisividad por parte de los trabajadores, los sindicatos y el Estado de alargar durante 24 meses una modalidad contractual con un despido más rápido y barato, lo lógico que los empresarios opten por cometer el fraude. Lo curioso de Ciudadanos es que en vez de perseguir o atajar este fraude proponen una modalidad de despido que no difiere en parte de lo que critican. En cambio si alguien les comenta que su Complemento Salarial Anual va a provocar el aumento del pago de horas trabajadas “en sobre”, dicen que ellos perseguirán el fraude porque lo dice su programa. Y es que lo que menos le preocupa a los defensores de determinadas propuestas de contrato único es la precariedad laboral de los pobres jóvenes españoles, como vamos a comprobar.

Quizá lo más divertido de quienes plantean este tipo de propuestas es que nos hablan de crear empleo y de contratos, pero sus propuestas de contratación se centran en los procedimientos de despido. Por eso el contrato único en realidad es un eufemismo y deberíamos hablar de “despido único“. De hecho todo el argumentativo de sus defensores funcionaría exactamente igual con una que con mil modalidades de contrato. Pero si hablamos mucho de contrato y poco de despido conseguiremos que a la propuesta no se le vea el cartón, además ponemos a los opositores como opresores del pobre precario. Es un error oponerse a la idea de contrato único y quienes lo hacen suelen emplear argumentos equivocados y contraproducentes. De hecho yo estoy totalmente a favor del contrato único, o mejor dicho del despido único. Desactivar estas propuestas es tan sencillo como tener la tuya propia, aunque sea sólo para trolear la suya.

Entonces, ¿dónde está el truco? Pues que en realidad el “cambio de paradigma” que propone Ciudadanos en un cambio que supone una mejora pírrica para unos pocos trabajadores, una pérdida mayor para muchos más y bastante beneficiosa para los empresarios. Como comentaba al inicio de la entrada después de diversas entrevistas y “pizarras”, no sabemos exactamente a qué tipo de despido único nos enfrentamos. Es lo que tienen las ideas posibles y sensatas, que no acaban de explicarlas. Pero por lo que les he escuchado debe ser similar a esta propuesta de los chicos de Nada es Gratis en 2010:

cic1Con lo que la idea son dos escalas de indemnización: para despidos procedentes se empieza con 8 días por año y va aumentando 2 días por año hasta llegar a los 20 actuales el séptimo año, mientras que para improcedentes se parte de 12 días, aumentando de 3 en 3 hasta llegar a los 33 días por año al octavo año. Esto lo deduzco yo, porque aún no lo han explicado y los más observadores del lugar podrían sospechar el motivo: igual alguien echa cuentas. Cuentas que comienzan por comparar esta propuesta con la legislación actual:

improcedente despido procedenteAsí vemos que en el único caso en que el trabajador mejoraría su situación sería para aquellos despidos procedentes de trabajadores con dos años de antigüedad, en cambio en la mayoría de casos restantes pierden o se quedan igual. En el gráfico asumo que en la situación actual cualquier trabajador con antigüedades hasta dos años es temporal, lo cual es mucho asumir porque hay casi 325.000 trabajadores más que llevan menos 2 años en su trabajo respecto al total de trabajadores temporales en nuestro país. Por lo tanto ni siquiera todos los supuestamente beneficiados por la propuesta serían beneficiados, algunos incluso serían perjudicados.

Además en un modelo proporcional al tiempo trabajado, proporcional es el beneficio o perjuicio que produce un cambio en el sistema. Los supuestos beneficiados por el cambio de sistema ganarían a lo sumo dos días por cada año trabajado, o sea, 4 días de salario. En cambio los colectivos de trabajadores perjudicados perderían cantidades mucho mayores. Por ejemplo los trabajadores con 3 años de antigüedad perderían entre 15 y 24 días de indemnización dependiendo de su tipo de despido. Incluso los que más se acercarían a las indemnizaciones anteriores a la reforma perderían entre 12 y 21 días. Por cierto, ¿os acordáis de la distribución de salarios por decil y tipo de contrato? Pues pueden imaginarse que encima la pérdidas estarán calculadas sobre salarios más altos que los salarios de los beneficiados. Bien por acción por la inflación o por la productividad los salarios de los trabajadores con mayor antigüedad serán mayores.

Pero si creen que la situación no es ya susceptible de empeorar no se vayan todavía, que aún hay más. Si observamos cómo se reparten en la actualidad los trabajadores respecto a la antigüedad en sus puestos se completa la fiesta:

Trabajadores por antigüedad¡Sorpresa! Si la distribución actual de los ocupados se mantuviera a ese hipotético futuro, veríamos cómo prácticamente el colectivo de trabajadores que habría perdido indemnización triplicaría al colectivo de trabajadores que supuestamente se benefician. Si no lo han hecho antes, aquí es donde usted se para y dice: “hombre, esta distribución cambiaría”. Por supuesto, estas propuestas se venden argumentando que muchos trabajadores aumentarían su antigüedad, pero olvidan mencionar que en consecuencia otros disminuirán la suya. Con lo que éstos últimos caerían en la “zona de pérdida”. ¿Recuerda que no es lo mismo perder que ganar dos días de indemnización dependiendo de la antigüedad y que los salarios perdedores son más altos?

Con lo que si todos estos aspectos los aplicamos a todo el colectivo de trabajadores de nuestro país, veremos que al final lo que se produciría sería un ingente ahorro de indemnizaciones a los empleadores. Cosa que tiene su gracia para unos señores que hablan de ayudar a la “clase media trabajadora”, pero cuya propuesta de despido único perjudica principalmente a ese extraño colectivo. Tampoco esto sorprende, recordemos cuando el ideólogo del engendro medio-alabó la reforma laboral del Partido Popular:

Garicano sobre despidoAsí que Rivera y Cuñaricano nos podrán contar que quieren proteger a nuestros pobres hijos desvalidos oprimidos por la temporalidad, pero en realidad lo que les molesta son las indemnizaciones. De todos modos si se les ocurre oponerse a estos “degeneracionistas” le acusarán de inmovilista que no quiere cambiar nada. En ese caso les propongo que haga lo mismo que yo cuando me cruzo con un “contratounionista”: trolearles con mi propia propuesta.

Bien, estoy totalmente de acuerdo en que hay demasiada temporalidad, que estos trabajadores están poco protegidos, que conseguir un contrato indefinido es un rollo, que esto afecta a la productividad… bla, bla, bla… Entonces yo también quiero contrato único: el indefinido ordinario actual. Acabamos con la temporalidad, los trabajadores desprotegidos ya estarán protegidos y tendrán tutela jurídica, tendrían contrato indefinido desde el primer día y todos tendríamos un redil de unicornios alados en nuestro jardín. Como se podrán imaginar estos garantes del obrero oprimido le dirán que eso es muy caro y que castigaría a los empleadores. ¿Pero no habíamos quedado que el problema era  que los temporales no estaban protegidos? Cuando rascas a un “contratounionista” te sale un empleado de la CEOE.

despido libre1Sí amigos, estos son los que se presentan como el cambio “sensato” y que tienen medidas “posibles”, sobre todo porque son más o menos la misma mierda que llevamos años disfrutando. Cambiarlo todo para que todo siga igual es sin duda un arte y nuestros amigos riveristas dicen que nos quieren llevar a ser como Dinamarca, pero sin proponer la mitad de lo que se hace en Dinamarca. Por ejemplo, ¿ha hablado Cuñaricano o el campeón de debate de los plazos de preaviso en los despidos únicos? No, porque si quisieran equipararnos a Dinamarca los plazos de preaviso el coste de un despido aumentaría. De hecho si me apuras estamos más cerca de Venezuela. No verás que en Ciudadanos hablen de reforzar el papel de los sindicatos en el marco laboral, como ocurre en Dinamarca, sino todo lo contrario. De hecho casi todo lo que proponen huele más a USA o UK que a Dinamarca.

En resumen, el despido único de Ciudadanos es una estafa cuyo efecto es un importante ahorro en las indemnizaciones por despido a los empresarios, utilizando de forma populista a los trabajadores más débiles para enfrentarlos entre sí y conseguir que acepten lo que no quieren. Y si no…

 

 

 

 

 

 

 

 

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , | 8 comentarios

No, Syriza no es Podemos… ni IU tampoco


izquierda-derecha

Con el ascenso de Syriza han sido muchos los que han querido ver similitudes con la situación política de España en general y de la izquierda en particular. Y también han sido muchos los que se han querido apropiar de la marca en España, produciendo situaciones chanantes que ilustran bien las diferencias con el asunto heleno.

Es cierto que se dan muchos paralelismos entre nuestro país y Grecia. Dos partidos llevan décadas repartiéndose el poder de manera oligárquica, ambos han fracasado en su acción de gobierno y son identificados por buena parte de la población como el anverso y reverso de la misma moneda. Ante esta situación nacen o ascienden nuevos partidos de distinto signo que van ocupando su lugar y atomizando el espacio político. Pero en realidad ni Vox es Amanecer Dorado, ni To Potami es UPyD, ni Syriza hoy es Podemos o IU.

¿Qué diferencia a la izquierda española de la griega?

frente-popular-de-judea

O más bien la resolución que se le ha dado a este problema.  En Grecia también tienen su PSOE y el resto de la izquierda tiene sus divisiones. De hecho igual que en España, el panorama comunista es de lo más variopinto. Allí tienen su KKE, su otro KKE e incluso sus Anticapitalistas. Y luego está Syriza, que no se parece a Podemos sino a Izquierda Unida… de 1986. La historia de IU sirve tanto para mostrar las diferencias con Syriza como de lección a aprender por la coalición griega.

IU, al igual que Syriza, nació de la necesidad de los grupos a la izquierda del PSOE de unirse para ser relevantes y ocupar el espacio de socialdemocracia que dejaba el PSOE mientras caminaba hacia la Tercera Vía. La izquierda española entendió 15 años antes que la griega que dentro de su ecosistema electoral la desunión es un problema insalvable. Aún más claro en el caso griego donde ganar es aún más ganar. Pero al mismo tiempo esos 15 años de antelación han mostrado las diferencias. Diferencias que pueden resumirse en que al contrario que en el caso griego, aquí en España fueron los comunistas los que echaron al resto.

Antes de que Syriza naciera, a Izquierda Unida ya le había dado tiempo a cepillarse al Partido Humanista, a la Federación Progresista, al Partido Carlista, al Partido Comunista de los Pueblos de España, a Nueva Izquierda y a Izquierda Anticapitalista, además de sus regañinas con las federaciones territoriales y con diversos resultados. Después vinieron otros tantos más. En los mismos años que va a cumplir Syriza, Izquierda Unida ya no estaba unida. Mientras Syriza es la unión, entre otros, de escisiones del PASOK y el KKE, IU se dedicó a escindir grupos para que se integraran en el PSOE o fueran partidos propios. IU no es como Syriza porque éstos últimos tuvieron la oportunidad, la paciencia y la inteligencia para acabar siendo un partido de gobierno.

Al igual que en el caso griego, en España esa oportunidad se ha presentado durante estos últimos años. Los ciudadanos están hartos de su país y de los dos partidos que lo han llevado a esa situación, buscando alternativas que cambien su situación. Viendo lo que estaba ocurriendo en Grecia, ¿a qué han dedicado en Izquierda Unida? Pues creo que el caso de IU-CM y Tania Sánchez es el ejemplo. De hecho si todo lo que he dicho y diré se puede sintetizar en un sólo nombre, ese es el de Tania Sánchez. A estas alturas del show sigo sin entender bien del todo y por mucho que me lo expliquen por qué se marcha esta criatura mientras se instruyen las expulsiones de Gordo y Pérez. Con lo que Madrid se convierte en ejemplo y a estas alturas no sabemos si el electorado desencantado o a la izquierda del PSOE debe votar a Ganemos, a Podemos, a Izquierda Unida, a Tania Sánchez o acordarse de la madre que los parió a todos e irse de domingueros a la Pedriza.

Hablando de Podemos. Éstos sí que detectaron la oportunidad y tuvieron la inteligencia de aprovecharla. Ya veremos si además tienen paciencia. Parecía que tomarían ese papel que IU no quiso tomar. Lo malo es que Podemos es ese partido que no quiere etiquetarse de izquierda, que no quiere tener nada que ver con IU, pero que tiene como líder a la pareja de Tania Sánchez y que para elaborar un programa económico le piden un documento a los señores que escriben libros con Alberto Garzón. Es más, solemos olvidar que entre sus fundadores está Izquierda Anticapitalista. Es más complicado encontrar diferencias que similitudes entre Podemos e Izquierda Unida.

No cabe duda de que Podemos fue impulsado por un conjunto de colectivos y personas que o bien salieron rebotados o bien quedaron al margen de Izquierda Unida. Por lo tanto ambos no tienen la más mínima intención de entenderse. Yo tengo algún conocido que no sólo es militante fundacional de Podemos, sino que tiene incluso cargo y evito las conversaciones políticas por nuestra salud mental. Pero si sale este tema en 17 segundos me queda claro que no tiene solución. Podemos hoy es la parte fuerte, espera a que los dirigentes de IU se arrodillen ante ellos, mientras que a éstos su orgullo les impide hacerlo. Ya veremos lo que le dura la gasolina a Podemos.

En resumidas cuentas, asimilar Syriza con Podemos o IU es bastante complicado porque ninguno cumple la principal premisa de la coalición griega: que son una coalición. Mientras Syriza gobierna en Grecia, en España a tres meses de las primeras elecciones y salvo alguna excepción ese bloque de izquierda ni está ni se le espera. Con lo que esta actitud y nuestro sistema electoral conseguirá que Nueva Democracia y PASOK sean los partidos dominantes. Incluso puede que se cumpla el sueño de despotismo ilustrado letizio y veamos una gran coalición con ministros “tecnócratas”, espero que no sea al estilo griego. Y con esto me despido, les dejo con un clásico del que todo “español de bien” se acuerda en estas circunstancias.

Francisco_de_Goya_y_Lucientes_-_Duelo_a_garrotazos

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , , | 2 comentarios

Cuñaricano y la dictadura del Letiziado


¿Qué haces si se te junta en el mismo día el apocalipsis zombi de Syriza, Esperanza Aguirre hablando de universidades y Luis Garicano pegándose golpes en el pecho por su último artículo en El País?

Cuñaricano

Mis disculpas por no enlazar el distópico artículo de EsPPe centralizando la “crisis de las universidades” en los chicos podemitas, un acto de originalidad por parte de la señora que dejó la política y la función pública (en excedencia, como buen liberal) para deslomarse en el “sector privao” cazando talentos, igual que cazaba consejeros para sus gobiernos. Ya saben que estoy de boicot a los medios AEDE y El Mundo sufre semejante perjuicio.

Lo que no puedo evitar es que si lo desean, puedan llegar a El País para leer la enésima perla de Luis Garicano o que simplemente se queden en la transcripción que ha hecho para NeG.

@Biosbrd me ha descubierto un nuevo término: Cuñaricano, que por supuesto adopto con gran regocijo, y que describe de manera precisa esta faceta de nuestro querido amigo. En NeG, esos señores que afirman vivir muy bien como profesores pero que necesitan montar una asociación y pedir dinero para mantener un blog, hace tiempo que entraron en campaña contra Pablemos y sus chicos. Para ello cambiaron al chusquero Juan de Mercado por Abraham Zacuto, empezando por criticar la renta básica universal a la que ya ni siquiera parecen aspirar en Podemos. A Zacuto le podían haber llamado López Aranguren, en honor al edificio de la Universidad Carlos III donde dicen haber domiciliado su asociación. Con lo que era de esperar que Syriza fuera blanco de sus críticas.

El caso es que Cuñaricano, en su ánimo por desprestigiar a los podemitas y hacer puntos en el concurso-oposición a ministro, consigue concatenar una serie de idioteces “nivel cuñao” a cada cual más divertida y a la vez más ridícula. Cuñaricano es especialista en aprovechar cualquier ocasión para arrimar el ascua a su sardina y recuerdo con cariño cuando se ofreció como ideólogo del 15-M. Por supuesto en aquellos tiempos y en aquellas plazas nadie le hizo mucho caso porque su diatriba nada tenía que ver con lo que se estaba dirimiendo.

El principal problema que tiene la columna de Cuñaricano es el de intentar hacernos creer que el líder de Syriza es Enver Hoxha  y que van a eliminar el capitalismo de su país. Luego ves la realidad, ves que proponen a Yanis Varoufakis de ministro de economía, que es más Keynes que Marx y acabas llegando a la conclusión de que Cuñaricano se ha marcado un hombre de paja catedralicio o se ha debido creer que ha ganado el KKE. De todos modos le agradecemos la clase sobre el sistema de precios, Hayek y la madre que los parió a todos, aunque no viniera al cuento como aquello del 15-M. Con Cuñaricano no sólo te diviertes sino que además aprendes.

Otro problema que parece tener nuestro querido cuñado es atribuirle a Syriza el abandonar las reformas. Es característico de los letizios atribuirle a cualquiera que no comparta su credo la cualidad de no querer hacer nada. A mí personalmente se me ocurren pocos partidos más reformistas que Syriza, otra cosa es que legítimamente nos parezcan bien o mal las reformas que proponen. Siempre me han hecho mucha gracia aquellas personas que emplean reiteradamente la palabra “reformas”, como si eso fuera algo positivo por sí mismo. En esto Cuñaricano comparte estrategia con Mariano Rajoy, que dice mucho “reformassshhhh” y luego te enteras de lo que iban al leer el BOE.

Pero Cuñaricano no se ha ganado su sobrenombre por basar su fobia anti-podemita en una falacia, sino por emplear sentencias que son para echar a correr hasta el Ática: el progreso humano en los últimos 300 años se debe al capitalismo y la comparativa del camarero y el profesor. Sobre la primera no tengo mucho que decir, porque reducir el progreso humano de los últimos tres siglos a la acción del capitalismo no creo que tenga mucho debate. Es lo que tienen los economistas que afirman aplicar el método científico, que es eso tan ajeno a la evolución del progreso humano. Antes del capitalismo todo esto era campo, nunca mejor dicho.

El momento álgido del cuñadismo ilustrado se alcanza cuando Cuñaricano intenta glorificar “el mercado” a través de un ejemplo “cuñao”. Según nuestro inefable amigo, los restaurantes tienen una productividad excelente, en cambio en sector educativo habita una cuadrilla de vagos que sólo hacen huelgas. Como podrán imaginarse si les estoy contando esto es porque la afirmación de Cuñaricano es bastante discutible. Y para ello me voy a marcar un Este blog sí es gratis visual y básico y voy a rescatar un clásico.

PTF Educación vs Restaurantes

Por desgracia para nuestro héroe reformista si observamos la evolución de la PTF entre los profesores y los camareros, veremos que nos da igual tomar como base 1995 o 2005, que el resultado será el contrario al que Cuñaricano predica. Según el razonamiento letizio los restaurantes al estar sometidos a la lógica del capitalismo y el mercado debían haber tenido una evolución de la productividad mejor que la del malvado profesorado funcionario. Aún más claro es el hecho de que tomando 2005 como año de referencia, en 1980 la PTF en los restaurantes estaba en 152,2, mientras que el sector educativo se situaba en 80,1. Esto hace más evidente que en términos de productividad el sector educativo se comportó de manera mucho más notable que los restaurantes. No olviden que Cuñaricano y sus amigos dicen basar sus opiniones en la evidencia mientras piden a los demás que actúen conforme a la misma. Igual a ustedes esto de la PTF les parece un poco cogido por los pelos, lo que ocurre es que si en NeG pretenden vender sus ideas apoyándose sobre ella como pasa aquí, aquí, aquí, aquí o aquí, deberán aceptar que el ejemplo de Cuñaricano igual no ha sido muy acertado. Como la afirmación sobre el reciclaje de los profesores, cosa que sería digna de ver en las universidades.

No me gustaría olvidarme de que en el artículo de El País falta el siguiente párrafo que sí aparece en NeG.

La corrupción y nepotismo que hemos visto en los recientes escándalos en la Universidad Rey Juan Carlos, por ejemplo, es impensable en una empresa que compita en el mercado: si nombran a amigos y familia sin merito para todos los puestos, la empresa se hundirá.

Sobre la corrupción y el nepotismo en la empresa me sigo ateniendo a mi enchufómetro para sentenciar que estas prácticas son tan habituales en la empresa como en la Universidad, lo raro es que los vicios de lo público no estén alineados con los de la sociedad a la que sirven. Lo que pasa es que en el mundo empresarial o cuando a Cuñaricano le dan una beca “a lo Errejón” se le llama “networking”.

Como hecho curioso, en la primera versión del texto en NeG y por un error tipográfico ya corregido figuró “Universidad Rey Juan Carlos 3″. Por un momento pensé que Cuñaricano se había equivocado, había escrito por error “Rey Juan” y nos contaría algo sobre el maravilloso caso de los visitantes de la UC3M. Supongo que recordarán el durísimo artículo que en NeG le dedicaron a este hecho, ya tan poco amigos del nepotismo y el plagio dicen ser. Yo tampoco me acuerdo y no me extraña, porque frente a López Aranguren está Carmen Martín Gaite y entre bomberos no nos pisamos la manguera. Así que al final lo que sobraba era el 3 y se referían a esto. Mi gozo en un pozo.

En resumidas cuentas, Cuñaricano se monta una película sci-fi por la que zombies comunistas devoran ejemplares de “La riqueza de las naciones“, descansando su argumentación en falacias, errores o simplemente tonterías. Por supuesto todo esto tiene una explicación y no es más que la pretensión de Cuñaricano y otros de imponer la “Dictadura del Letiziado”. Por mucho que nos cuenten sus motivos, cuando revolotean por FAES, se enganchan a UPyD y ahora parece que se apuntan a Ciudadanos, dejan de ser creíbles sus filantrópicas intenciones. Pero que no se preocupe, que por mi parte como si quiere ser el Ministry of Sound.

Bonus track: Si nos quedaban dudas al respecto, el compañero de armas preferido de Cuñaricano que es mi amado JFV se ha encargado de despejarlas. Como estamos de cruzada, el hombre educado se marcó esta trascendental entrada en la que al parece alguien le comentó que una edición de un libro de Varoufakis había un error entre dos Hart. Como era de esperar incluso muchos de sus seguidores mostraron su malestar con semejante idiotez. Siguiendo el guión habitual de cuando mete la pata, el hombre educado en vez de ponerse a la sombra o admitir críticas recorrió el camino que acostumbra.

Por ejemplo decidió “gastar” una nueva entrada sin más contenido que abundar en su comparación del tema Hart con el tema R&R y restregarlo, en un alarde de elegancia.

Según avanzaban los comentarios el ridículo aumenta. Argumenta que los economistas académicos son muy malos ministros. Esto es especialmente divertido para unos señores que precisamente critican el bajo nivel académico de nuestras élites y sus políticas. Si hay que hacer políticas basadas en la evidencia, ¿quién mejor que la persona que la tiene? Es más, ¿alguien cree que la entrada no tiene otro motivo que desprestigiar al Varoufakis ministro? No sólo eso sino que además podía afirmar sin rubor que en lo relativo a Teoria de Juegos el griego era muy malo, siendo el primer humano que disecciona un libro de casi 400 páginas páginas en apenas unas horas. Pasa por el habitual “yo no quiero un cargo” porque soy profe de Penn mientras llora porque le cuesta tiempo y dinero el blog.

¿Cómo podía terminar la cosa? Pues cerrando los comentarios de las entradas para no recibir más críticas. Esperemos que esta vez no haya enviado correos insultando a los comentaristas que censura, como acostumbra.

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , | 7 comentarios

¿Reducir la educación concertada sería una catástrofe? ¿O sería lo normal?


En los últimos tiempos cualquier idea o circunstancia que salga del entorno de Podemos ha tomado un enorme protagonismo en el debate público. No es que a uno le sorprenda a la vista de las últimas encuestas. Pero que a día de hoy estemos hablando más de lo que hace Artur Mas o Pablo Iglesias frente a lo que hace Mariano Rajoy es la demostración de que tenemos un Gobierno bastante apático.

El caso es que en estos días se ha estado hablando, entre otras cosas, de la propuesta de Pablemos sobre la escuela concertada a raíz de su frase “Hay que reducir la educación concertada a situaciones experimentales”. Como de costumbre la reflexión ha levantado cierta polémica y ha recibido críticas incluso desde colectivos que de antemano pensaríamos que estarían a favor. Pero, ¿es otra burrada u otro acierto por parte de Iglesias?

A pocos se les debe escapar que en España la Iglesia Católica ha tenido siempre un gran peso en nuestro sistema educativo. También a pocos se les puede escapar que la llegada del franquismo nos trajo una regresión, en la que se invertía el camino tomado durante la II República. No sé si a muchos o pocos nos parecerá que los conciertos educativos no han dejado de ser una subvención a la actividad de la Iglesia Católica en España, ya que la mayoría de los centros privados concertados han pertenecido a organizaciones católicas. Posiblemente uno de esos pactos que nos trajeron los 80’s para apuntalar la Transición.

Así que cuando Iglesias, igual que otros antes que él, proponen reducir el peso de la educación concertada el catálogo de críticas que reciben es amplio. Pero todas caminan entre pronosticar el fracaso, la catástrofe o el apocalipsis zombie. Millones de niños se quedarían sin escolarizar, gastaríamos un dineral o la educación sería mucho peor que hoy en día.

Como de costumbre una de las maneras que tenemos de comprobar si eso sería cierto es ver cómo afrontan este problema otros países de nuestro entorno u homologables. Aunque como siempre que sale el tema, hay que ser muy precavido con las comparativas internacionales. Las cosas suelen son muy distintas en cada país y las estadísticas internacionales suelen tener serios problemas para homologar resultados y por lo tanto hacer comparativas demasiado lapidarias. Pero igual nos pueden ayudar a hacernos una idea.

Para ayudarnos está la OCDE, un organismo cuyo único trabajo salvable es el de su servicio estadístico y en el que se puede encontrar casi cualquier cosa. Sabemos que el organismo también pretende hacer estudios sobre temas educativos, desde el loado y criticado informe PISA, hasta diversos datos relativos a la Educación en diversos países. OECD.stat recoge un dato que puede sernos de utilidad para resolver el entuerto y que se titula… Students enrolled by type of institution ¿Esto qué es? Recoge el número de alumnos matriculados en centros educativos atendiendo a varios criterios. Entre ellos está el de escuela pública/privada y entre esta última “escuela dependiente del gobierno” o “privada independiente”. ¿Dónde está la diferencia? Como podemos ver en su ficha correspondiente, una “escuela privada dependiente del gobierno” es aquella que recibe por parte de éste más del 50% de sus fondos principales. Su definición no concuerda con nuestra idea precisa de centro concertado, pero como decía antes es lo que tienen las comparativas internacionales.

Hechas las presentaciones veamos, con estos datos en la mano, cuál es la situación de la educación en algunos países respecto a la idea que nos proponía Pablo Iglesias. En concreto son datos referidos a escuela Primaria y Secundaria para el año 2012.

Alumnos matriculados en escuelas públicas

¿Qué vemos en la imagen? Que España es uno de los países OCDE que más alumnos de Primaria y Secundaria tiene matriculados en centros privados, sean o no concertados. De hecho y si se observan las diferencias entre países vemos que la “anormalidad” está más cerca de la situación española que de la contraria. De los 29 países del gráfico, sólo 5 de ellos tienen menos de un 80% de alumnos en centros públicos y 16 superan el 90%. Así que a tenor de estos datos parece que cuando Pablemos estaba hablando de que los conciertos deben ser una parte minoritaria del sistema educativo, no nos está hablando de Cuba, Venezuela o Irán, sino de lo habitual en la mayoría de países desarrollados que parece ser que a esas edades ir a un centro privado sea bastante extraño.

Pero este dato no sólo nos muestra la excepcionalidad del sistema educativo español y su relación con la educación privada. La distinción entre “dependientes” e “independientes” de los centros privados nos muestra otra característica de nuestro país.

Alumnos en concertada sobre escuela privada

Aquí podemos observar, en adición al gráfico anterior, dónde radica la relativa rareza del sistema español. La gran mayoría de países de la OCDE o bien financian ampliamente a todos o casi todos los centros privados, o bien no lo hacen a ninguno. Lo que no parece habitual es que se haga a algunos sí y otros no, siendo el caso de Reino Unido, Suiza, Nueva Zelanda, Luxemburgo, Portugal, Italia y Polonia además de España y cada uno con distinta intensidad. Si se cruzan los datos de ambos gráficos vemos que el caso español sólo es parecido al británico, ya que si bien en los otros 6 países vemos que también la dependencia del gobierno en los centros privados es desigual e incluso más pronunciada, no es menos cierto que los alumnos de estos países están matriculados de forma muy mayoritaria en centros públicos.

Con lo que salvo error u omisión por mi parte, las cifras parecen indicar que Pablo Iglesias y Podemos cuando hablan de reducir el peso de la educación concertada en nuestro sistema educativo, no nos está proponiendo en principio nada que tenga que ver con regímenes socialistas-comunistas-bolivarianos. Es que lo normal en la mayoría de países que consideramos “desarrollados” es que los niños vayan a colegios públicos y que en su defecto se ayude a todos los colegios privados más o menos por igual. Otra cosa es cómo piensa Pablemos afrontar este asunto y con qué objetivo. Además esto es independiente de otros debates que se puedan tener respecto al sistema educativo en general y de la educación pública en particular. Pero en resumidas cuentas el raro no es Pablo Iglesias por proponer llevar los conciertos educativos a la marginalidad, los raros son los que defienden el modelo de conciertos actual y dudo que los motivos que llevan a los británicos a presentar estas cifras sean los mismos que los de España.

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , | 21 comentarios

Ni una patada a un bote


Mis “amigos” de Nada es Gratis tienen la fea costumbre de utilizar el mundo del fútbol como parábola o símil para justificar sus muy sesudas opiniones. Sólo hay un pequeño problema y es que posiblemente el fútbol sea uno de los peores ejemplos posibles a la hora de explicar la respuesta de un individuo ante ciertos incentivos o la selección de miembros para el Tribunal de una oposición.

El caso es que el inefable JFV últimamente parece haber dedicado su carrera investigadora a escudriñar los currículums ajenos a fin de demostrar que todo es una mierda, salvo algunas cosas. En realidad no deja de ser el enésimo ejercicio de los chicos de la Asociación Nada es Gratis, caso extraño para tener un blog y siendo las opiniones exclusivas de los autores, por vendernos la moto de que los tecnócratas nos salvarán del mal. Y ya sabemos quién son, después de Felipe VI, el grupo de señores más preparados en el mundo: ellos mismos. El mejor ejemplo de este hecho son las chanzas sobre Elvira Rodríguez y su presidencia en la CNMV, en contraste con la condescendencia hacia el presidente más inútil de la historia de esa institución, Julio Segura, uno de los economistas más destacados en EspañaPara los más despistados Julio Segura fue el señor que presidía la CNMV y no se enteró demasiado ni del tema de las preferentes (o se enteró muy bien) o que fue tan “escrupuloso” con la salida a bolsa de Bankia. Supongo que sería complicado convencer a la gente de que publicar muchos “papelitos” te convierte en Ser de Luz, si se muestra que se pueden equivocar o robar como un ignorante cualquiera.

Pero vamos al grano, JFV en su enésima entrada criticando los procesos de selección en la Función Pública, nos viene a argumentar que si los miembros de un Tribunal para Técnicos Comerciales y Economistas del Estado no tienen muchas publicaciones en revistas “de alto impacto”, entonces no merecen cumplir esa función. Como el hecho deseable de que los tribunales funcionen adecuadamente no quita para que el argumento del “papermaker” sea discutible, para que ha tenido algo de contestación por parte de sus lectores. Y así es cómo JFV llega al símil futbolero intentando zanjar las críticas con “una reflexión“:

Una reflexion: lo mas paradojico de la gente que piensa que o bien esto no tiene mayor importancia o que estoy siendo un borde, mañana se enfurecerian como locos si Del Bosque pone a un defensa malo en la seleccion nacional de futbol. Nadie diria, por ejemplo, “si es un defensa malo, pero es un caso puntual” o “es de una generacion donde no se entraba mucho de pequeño y por eso es malo.” Y sin embargo las consecuencias para el bienestar de todos en el largo plazo de seleccionar correctamente a los servidores del estado son probablemente mucho mayores que las de la suerte de nuestro equipo de futbol. Pero lo que es obvio para todo el mundo, que en la seleccion de futbol tienen que estar los mejores, no es obvio cuando hablamos de tribunales o de los organismos reguladores. En fin….

En fin… convendría recordarle ciertos aspectos del mundo futbolístico al señor Fernández-Villaverde. El primero de todos es que las listas y alineaciones para conformar una selección nacional se realizan por decisión discrecional del seleccionador y del cuerpo técnico. Cuando Vicente del Bosque tiene que dar una lista y tiene que poner una defensa, no toma la decisión atendiendo al número de robos, tarjetas amarillas o capacidad de salto de los jugadores. Las selecciones nacionales de fútbol y en otros muchos deportes no se configuran a través nada parecido al índice h. Además la lista de un seleccionador está bastante mediatizada y sufre una gran presión por parte de lobistas como la prensa deportiva, los dirigentes de la Federación o la propia afición. Así que el proceso de convocatoria de una selección de fútbol posiblemente sea lo más cercano al sistema que tanto critica.

Si recordamos lo ocurrido con la selección española en los últimos años, podemos remontarnos al inicio y al final de nuestra época gloriosa para ver cómo el razonamiento de JFV es un pelín erróneo. Todos recordamos la decisión de Luis Aragonés de dejar a Raúl fuera de la selección. Si atendiéramos a los argumentos de esta criatura, las “publicaciones en revistas de alto impacto” de Raúl González Blanco hubieran hecho inadmisible que no se le incluyera en las listas de Aragonés. Pero el Sabio de Hortaleza dijo que él llevaba al que le salía de las criadillas. Todos sabemos cómo acabó esa historia. En contraste Vicente del Bosque llevó al Mundial de Brasil a 23 jugadores a quienes era complicado ponerles pegas, los jugadores más laureados de la historia del fútbol español. El resultado también es de todos conocido.

Se dice que cada español tiene un entrenador de fútbol dentro y el concepto de mal o buen defensa depende mucho de a quién le preguntes. Si la tal Amelia fuera una mala defensa, habría dejado la EGB con el certificado de escolaridad y se hubiera dedicado a vender donuts hasta que milagrosamente hubiera aparecido en el dichoso Tribunal. Pero Amelia ha jugado toda la vida de defensa, incluso siendo fucking master of the universe por la UC3M, esa Universidad con la que JFV & friends se masturban con relativa asiduidad. ¿Es Amelia la mejor para la tarea que se le requiere? El argumento en contra de JFV es que no ha publicado “papelitos” en revistas que molan, sin demostrar si su tarea en aquel proceso selectivo fue negativa y achacable a su baja productividad investigadora. Es lo que tiene la “política basada en la evidencia”, en sus evidencias por supuesto. De todos modos el que no haya dudado en su vida de la convocatoria de algún jugador de la selección española de fútbol, es que no ha visto un partido de fútbol en su vida. Igualmente el asunto de la torpeza y falta de práctica generacional puede resultar muy chistoso desde un punto de vista futbolístico. El mejor ejemplo son esas selecciones de países pequeños o sin tradición donde el central es electricista, el delantero es frutero y sólo un par de jugadores son profesionales. Bajo el criterio del señor JFV si Alemania le metiera 8 goles a San Marino, no podría criticarse la semiprofesionalidad de su combinado. Este párrafo está tan pillado por los pelos como las tontás de JFV.

Ahora bien, si nos gustan los símiles futboleros podemos abrazar esta fe para recrearnos en la parte final del post de JFV, en la que nos cuenta que él no tiene mucho interés en formar parte de un Tribunal y que hacerlo parece suponer mucho esfuerzo. Curiosamente en el mundo del fútbol uno de los mayores honores que puede recibir un futbolista es formar parte de la selección nacional y ayudar a su país a ser el mejor del mundo. En cambio JFV, ese señor que lleva años arreglando España en horario de tarde y diciendo que lo hace todo por filantropía, no tiene interés ninguno en participar en uno de esos tribunales. A ver si se va a molestar su mujer un poco más que cuando se viene a pontificar por UPyD o por FAES. Y hablando de UPyD, que su amiga en Hay Derecho le haya dicho que las dietas pagadas por formar parte de un Tribunal no son muy cuantiosas, pasado al fútbol y las selecciones, resulta que los jugadores acuden a ellas con condiciones económicas mucho peores que las disfrutadas en sus clubs. Si JFV tuviera tanto interés en mejorar la selección de economistas del Estado no tendría inconveniente en venirse a formar parte de un Tribunal, independientemente de la contraprestación recibida. Pero los NeG molan más y la manera de arreglar España es recibir pagos por conferencia con viajes y estancia pagados, vender libros o en su defecto pulular por el Consejo de Administración de la entidad que peores resultados sacó en los recientes test de estrés, cosa que no debería pasar con un “papermaker” que se ha embolsado 223.000 euros en dos años, además de manera un poco repugnante.

Así que a menos que JFV y sus chicos demuestren ser la versión quinielística de Fabra, cosa que no parece, mejor sería que dejaran de hacer el ridículo con los símiles futbolísticos, que casi siempre son el peor ejemplo posible para sus enseñanzas. Si este señor pudiera haber demostrado que Amelia Pérez Zabaleta no realizó correctamente su función y que la causa fue su escasa producción de artículos en revistas, su crítica sería creíble o al menos pasaría el rasero que él aplica al resto del mundo civilizado. Pero ha preferido ganar el premio “Con calzador” para colar su doctrina. Quizá lo más chanante sea que no dude de la profesionalidad de los cuatro “excelentes profesionales de primerísimo nivel” que formaban parte del Tribunal y del Cuerpo…. del mismo Cuerpo cuyos miembros fueron seleccionados por el mismo sistema y personal deficiente que critica.

Esta entrada que me he marcado es una gilipollez, pero una gilipollez que muestra como  JFV “el educao” no le ha dado en la vida una patada a un bote. Yo en cambio era tan mal defensa que me goleaban en el campo del C.D. Aviación.

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , | 3 comentarios

Salvadnos de Salvados


Nunca he sido demasiado fan de Salvados, el programa de Jordi Évole en La Sexta. Como de todo en la vida, se pueden aprovechar cosas pero me parece un programa un poco sobrevalorado.

El éxito actual de Salvados se basa en tres aspectos fundamentales, el primero es haber sabido detectar una necesidad de determinado tipo de información. El segundo motivo es que al otro lado no hay nadie: Salvados no tiene competencia, de hecho todos los competidores se encuentran en su misma cadena. Excepto “Ciudadano Cake” al que llaman el “Follonero de derechas”,  lo que te da una idea del nivel de manipulación que maneja. El último motivo por el que Jordi Évole triunfa con su Salvados está relacionado con esto. Él ya lo ha dicho muchas veces de una u otra manera, incluyendo en algún sarao en el que pude escucharle y saludarle: dice lo que la gente quiere escuchar y a ser posible que sea lo que queremos que escuchen.

Salvados no deja de tener un patrón bastante marcado. Salvados en realidad es más un programa de entrevistas editadas que un programa de información o reportajes. Y editar entrevistas puede llevar por acción o por despiste a que algunas cosas parezcan otras. Son entrevistas que casi siempre se hacen con teóricos expertos o testimonios de personas que van a dar el mensaje que se pretende transmitir. Expertos que no se van a salir mucho de la línea ideológica oficial de programa y que rara vez se va a contraponer con la opinión de otros que aborden el problema de manera distinta. Por supuesto estas entrevistas se hacen en los términos más complacientes y cómodos posibles, para dar la completa sensación de que lo que dice el entrevistado es cierto de verdad. El éxtasis en Salvados se produce en aquellos programas donde hay entrevista incómoda, donde Évole va a meterle el ojo al señor o señora en cuestión y el tono de la entrevista se torna bastante más ácido. Y así Salvados se ha ganado un supuesto halo de veracidad entre sus seguidores, cosa que convirtió aquello de la Operación Palace en una payasada aún mayor.

El caso es que en Salvados se dicen cosas muchas veces y para mucha gente que quedan como verdades muy ilustradas, cuando en realidad caminan entre la inexactitud, el error o la mentira. La mayoría nos pasan desapercibidas. Así por ejemplo en el pasado programa, dedicado a la corrupción en los cursos de formación y con viaje incluido a Dinamarca, tuvimos algún ejemplo. Antes de pasar a él, hubo dos cosas que me llamaron la atención y que quisiera comentar.

Uno de ellos era la entrevista al orientador laboral en Dinamarca, en el que se hablaba entre otras cosas de la diferencia de efectivos entre los servicios de empleo danés y español. Siempre que se habla de la ineficacia de los servicios públicos de empleo, me sale el mismo discurso. En España, por lo que he podido ir buscando por ahí sumando SEPE y servicios autonómicos, los efectivos dedicados a la gestión del empleo y el desempleo suman unos 15.000 empleados. La Agencia Federal Alemana, la BfA, tiene más de 100.000 empleados y el Pôle Emploi francés está por los 45.000. Nótese la proporción tanto por número de empleados como por población a la que atender para darse cuenta de la magnitud del problema. ¿Qué hacemos en España al respecto? Chistes de funcionarios.

El segundo asunto previo es ver cómo el “experto” al que Évole llama para vendernos la moto, como no podía ser de otra forma, es el progre-guay de turno. Allí se puso Víctor Lapuente a contarnos una película de que muchas leyes son KK y que esto es sólo cosa de “instituciones”. El mantra gafapasta contra el “culturalismo” tan habitual. ¿Dónde estuvo el problema? En que va Évole y entrevista al presidente del Parlamento de Dinamarca, con tan mala suerte que cuando le preguntan cómo hacer que España emule a Dinamarca en control de la corrupción, va el hombre y suelta “… Hay que trabajar las actitudes y tradiciones,…” Useasé, culturalismo del bueno. De todos modos Lapuente es el mismo que nos intentó engañar un poco con aquello de las universidades y su financiación. Como dijo un politikonero en Twitter “iban tan bien :(“… hasta que dejaron de decir lo que tú querías escuchar.

Y enlazando con Galindo, momentos antes nos planta este tweet que nos trae el motivo de la parrafada. Una señora que lleva 14 años trabajando en Dinamarca nos va a hablar del “mercado laboral danés” y supuestamente “toca verlo”. Y al verlo te encuentras con la señora diciendo que “Aquí el despido es muy fácil. Te pueden despedir de hoy para mañana”. ¿Cuál es el problema? Pues como pueden ustedes imaginarse, la tal Reyes Sánchez no nos ha dicho toda la verdad. Por supuesto no encontrarán trinos de Galindo al respecto, ni verán a Lapuente quemando papeleras en Gotemburgo, ni por supuesto como ven se edita la entrevista para que no se diga algo que no es del todo cierto. ¿Motivo? El mantra de que Dinamarca tiene poco desempleo porque el despido es libre y gratis lleva ya muchos años en España, vendido entre otros por los referentes intelectuales de don Follonero. No olvidemos que cuando este muchacho hizo un programa sobre el mercado laboral español, se fue a ver al gran Juanjo Dolado, autor de este artículo legendario y declarado fan del modelo danés.

Y es que Reyes Sánchez nos ha contado el procedimiento de despido danés a su manera, cuando la realidad es un poquito más complicada. Es manifiestamente falso que en Dinamarca se pueda despedir de un día para otro, de hecho y en comparativa es manifiestamente falso que el procedimiento de despido danés sea más sencillo que el español. Recuerden que esto no es algo que digo yo, te lo dice la muy bolivariana organización OCDE, ese chiringuito comunista que como pudimos ver en una entrada anterior nos dice que en España se protege menos el empleo que en Dinamarca.

De hecho no es cierto que la característica principal de procedimiento de despido y del mercado laboral en Dinamarca sea el despido libre y gratis, es la intervención sindical. Despido libre y gratis hay en mucho país desarrollado, subdesarrollado y mediopensionista. Por supuesto a ninguno de esos expertos que nos llevan vendiendo el mercado laboral danés les escucharéis proponiendo el modelo danés, sino el modelo americano disfrazado.

La ficha del mercado laboral danés en la OCDE nos da las claves. No es cierto que en Dinamarca te puedan despedir de un día para otro de forma genérica, pues los plazos están marcados por la negociación colectiva y tienen en cuenta tanto la antigüedad como el tipo de trabajador en cuestión. El plazo puede variar desde cero días y 6 meses, pero como digo depende de la negociación colectiva. ¿Se imaginan ustedes que en España se propusiera que en las prestaciones por desempleo o en las indemnizaciones por despido tuvieran poder de decisión los sindicatos? Lo más posible es que se esgrimieran casos como los que pretende denunciar Salvados en ese capítulo. Es cierto que tanto la indemnización como las causas que pueden ser utilizadas como procedentes son más laxas que en España, pero es fruto del acuerdo entre sindicatos y trabajadores. La realidad es que es falso que no haya un SMI o que sea barato y sencillo despedir. No hay ley al respecto, se pacta en los convenios. Lo cual lleva a Dinamarca a ser un país con cierta conflictividad sindical, véase alguna estadística y compárese con nosotros.

En resumen, que a Salvados se le da un nivel de prestigio informativo muy por encima del que en realidad tiene, porque no tiene contrapeso y además nos satisface el sesgo de confirmación del que todos adolecemos, empezando por un servidor. En realidad es un programa de entrevistas debidamente sesgado en todos sus detalles para presentar un mensaje concreto. Lo que no quita para que haya habido programas excelentes, pero es un programa que más o menos he seguido desde que el Follonero colaba infiltrados en mítines y uno ya lleva mucho tiempo viendo cosas de este tipo. Por eso hace bastante tiempo que veo los Salvados con bastantes precauciones, porque sé que sólo me van a contar una parte de la historia.

¿Quién nos salva de los Salvados?

Publicado en Uncategorized | 9 comentarios

Rosa Díez, los nacionalismos y todo lo contrario


viajandoconchester_t3_15_destIzq

En UPyD se deben estar preguntado hace tiempo cómo es posible que Podemos les haya pasado como un meteoro, supongo que por su izquierda. Sobre todo cuando ellos creen que más o menos hicieron lo mismo con anterioridad y además se creen los más ilustrados. Quizá el viaje de Rosa Díez con Chester y la chanante conversación que mantuvo les pueda dar una pista. Puede que en su momento esta señora fuera conveniente para el lanzamiento del partido, pero lo de presentarse hoy como “renovadores de la vida política” encabezados por una señora que lleva más de 30 años de política profesional y cuyo único activo es haber sido objetivo de ETA y saber explotarlo, no es lo que más atraiga al público.

El caso es que el tal Risto, ahora metido a entrevistador, no se caracteriza tampoco por ser muy brillante en esta tarea. No es lo mismo abusar de criaturas de 20 años desde una posición de superioridad, como le pasaba en Operación Triunfo, que intentar poner en apuros a personajes con el culo pelado a debatir. El resultado es que Risto hace mejores a los interlocutores cuando quiere ponerles en problemas. Igual que con Pablemos nos deleitó con el famoso falso corolario “sólo los empresarios crean empleo”, con Rosa Díez elevó dos peldaños la insensatez desarrollando la idea de que defender la unidad de España es “facha”.

Ahora bien, yo he venido a meterme con Rosa Díez y la verdad es que el asombroso caso de Rosa Díez, los nacionalismos y todo lo contrario es digno de observar. El caso es que Risto le pregunta por su opinión sobre los nacionalismos y Rosa Díez como podemos ver en la transcripción (o en el minuto 16:30 del audio) no tiene reparos en achacarle al nacionalismo todas las guerras y males del mundo. Que Rosa Díez apele a los nazis no es nuevo, pero para nada. En todo caso podríamos comprar el argumento y atender a que el nacionalismo es El Mal.

Pero queridos y queridas, el problema llega cuando más adelante el muchacho tiene la muy feliz idea de decirle que cuando leyó el programa de UPyD pensó que eran “fachas de izquierdas”, para escucharlo minuto 26:20. La tontería del tal Risto hace que hoy pocos puedan establecer un interesante hilo conductor entre ese odio atroz de Rosa al nacionalismo y las respuestas que a partir de este punto nos ofreció.

Rosita de España a partir de entonces, desarrolla un argumento claramente nacionalista español para eludir su asociación con “ser facha”, cosa interesante para una señora que unos segundos antes dice no ser nacionalista española.  Pues mira mujer, yo no sé si ser nacionalista español es bueno o malo, es facha o no. Pero si hace unos minutos el nacionalismo era peor que sacrificar vírgenes a Cthulhu, lo de ser nacionalista español debería ser igual de malo que ser nacionalista catalán, vasco o bosquimano. Si hace 10 minutos culpas al nacionalismo de la II Guerra Mundial, intentar ahora presentar el nacionalismo español como algo amable es una muestra de la hipocresía y las escasas luces de la criatura. También es curioso que Rosita de España apelara a la democracia de ciudadanos frente a la tribu, el colectivo y la nación, para luego utilizar la nación o tribu mayoritaria para imponer su criterio a unos ciudadanos. Lo que nos demuestra que la única democracia que entiende Rosita de España es la que se sale de donde diría María Jiménez.

¿Se es facha por defender la unidad de España? En absoluto, lo que dice Risto es una estupidez. Ahora bien, se puede ser nacionalista y no ser fascista, pero es muy difícil ser fascista sin ser nacionalista. No en vano tener “la nación” todo el día en la boca y apelar a su unidad fue una constante dentro del fascismo patrio y del movimiento en general. Lo que pasa es que en España la tontería nos duró 40 años y hemos normalizado aquella situación.

Con lo que yo no creo que Rosa Díez y UPyD sean fascistas, aunque a veces lo parezcan. Ahora bien, que practican un nacionalismo español autoritario es innegable. La mejor muestra es esa idiotez de que “todos los españoles” deberían decidir sobre un asunto como el que se plantea en Cataluña. Una idiotez y una trampa, pues está muy claro lo que votaría un señor de Burgos o de Almería ante un dilema así. Por lo que se le da un barniz supuestamente legal y democrático a lo que es la imposición de una mayoría a una minoría. Que por supuesto para Rosita de España eso no es nacionalismo, ni es facha, ni es nazi, ni es nada.

Por lo tanto Rosita de España y sus chiquillos magentas pueden estar muy tranquilos, no son fascistas. Pueden seguir defendiendo la unidad de España y no ser conocidos por otra cosa. O pueden ir haciendo demagogia barata como con lo de las preferentes, ¿os acordáis de sus quejas y denuncias en 2009 cuando se emitieron, se comercializaron de manera “regulera” o cuando el Gobierno hábilmente le birló los cuartos a la gente? Pueden seguir opinando sobre el derecho a huelga una cosa y la contraria a la vez. Lo más que les pasará es que se quedarán en una esquina refunfuñando porque nadie les hace caso, aunque sean los más listos de España. Cosa que no es de extrañar viendo a Rosita de España, sus tweet mans y unos economistas para los que “populista” es todo aquel que no esté a favor del beneficio en exclusiva y a costa de todos los demás de los ricos, los políticos y de ellos mismos.

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , , , | 3 comentarios

La “excesiva” plantilla de RTVE


Con la salida de Leopoldo González-Echenique de RTVE regresa uno de los clásicos a la hora de hablar del ente público: que su plantilla está “sobredimensionada”. No crean que este es un tema novedoso, hace casi 10 años estábamos en las mismas. ¿Está sobredimensionada la plantilla de RTVE? Sinceramente no lo sé, es posible que como dijo el idiota de Teddy Bautista “en el 80% de las empresas sobra gente”.

Actualmente se habla de que quedarían 6.400 empleados en RTVE y se compara la cifra con la de empleados en televisiones privadas para justificar este supuesto sobredimensionamiento. Como de costumbre la comparación es un poco absurda, pues una TV pública y privada no funcionan de la misma manera y no tienen los mismos objetivos. Una TV cuyo principal objetivo es conseguir beneficios y que casi todo su funcionamiento depende de productoras a las que compra los contenidos, no es lo mismo que una TV cuyo supuesto objetivo es prestar un servicio público informativo, con más contenidos de producción propia o delegaciones y corresponsalías hasta en Chinchilla. Podemos hablar de si deben o no existir televisiones públicas, de su número e incluso sobre qué deben programar. Pero las peras se parecen a los plátanos en que son frutas y en poco más.

Como de costumbre cuando aparecen este tipo de mantras, nada como salir del pueblo para comprobar si es cierto o no. Sólo tenemos que comprobar las plantillas que tienen las radio-televisiones en otros países similares y ver si en realidad RTVE es algo excepcional. Y como de costumbre, los datos no dejan en buen lugar el mantra.

Cuando alguien dice “televisión pública”, puede que le venga a la cabeza la BBC. Si hay un servicio público de radio-televisión reconocido y prestigioso en todo el mundo, ahí está el conglomerado británico. ¿Cuántos empleados dirían que tiene? Pues parece que 23.000 empleados. Si nos vamos a Francia, France Télévisions cuenta con 10.120 trabajadores, no sé si incluye a los 4.300 efectivos de Radio France. Pero debemos estar hablando de gente poco seria, esto en Alemania no podría pasar. Por suerte o desgracia la ARD anda por los 23.000 empleados, mientras que la ZDF ronda los 3.600. Con estas cifras no es de extrañar que la Radiotelevisione italiana supere los 11.600 empleados.

Por lo tanto yo no sé si RTVE está muy sobredimensionada o no, pues no soy experto en la materia. En lo que sí soy “experto” es en escepticismo con este tipo de afirmaciones y aquello me lleva a dedicarle 10 minutos a este tipo de historias. Y comparando con las plantillas de los otros grandes grupos radio-televisivos públicos, no sólo RTVE no tiene una plantilla excesiva sino que igual es insuficiente. Otra cosa es que su dirección la haya gestionado como el ojete, que es lo que suele ocurrir cuando ponemos al mando a otro miembro de la verdadera casta que controla España: los abogados del Estado. O que paguemos un pastizal a determinadas presentadoras con menos intelecto que méritos por programas que poco tienen que ver con la vocación de servicio público que debería tener un canal público.

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , | 10 comentarios